Real Estate Press, S.L.
viernes, 24 de Noviembre de 2017, 17:56
  20060124SRE  
Portada Editorial Buscar Noticias Mercados Y además Who is Who Ferias

MERCADOS

HISTÓRICO NOTICIAS

WHO IS WHO

FERIAS

Linkedin
EL ALZA DE LAS EXPORTACIONES PERMITE BAJAR EL DÉFICIT COMERCIAL UN 43,5% EN MAYO 17/07/2012

Los datos de comercio exterior vuelven a suministrar un precario agarradero a la maltrecha economía española. En mayo, según la información que acaba de publicar el Ministerio de Economía, las exportaciones de mercancías aumentaron un 6,2% respecto al mismo mes del ejercicio pasado. Es el mayor incremento mensual en lo que va de 2012, un año en el que las ventas al exterior ha tenido un comportamiento mucho más gris que en los dos anteriores, consecuencia del frenazo generalizado en la economía europea.

 

 

Al repunte en las exportaciones se une el retroceso en las importaciones (bajan un 1,6% respecto a mayo de 2011), habitual desde que la economía española volvió a entrar en recesión, en otoño pasado, al hilo del parón en el consumo privado y en las inversiones empresariales. El resultado es que el saldo comercial sigue arrojando déficit (1.925,9 millones de euros), pero mucho más reducido (un 43,5% menos) que en mayo del año pasado. En lo que va de año, el déficit comercial ha retrocedido un 21% respecto al mismo periodo de 2011.

El aumento de las exportaciones de mercancías se produce tras el retroceso puntual que se registró en abril. Es, en todo caso, un aumento moderado: no llega a la mitad del incremento anual que se registró en mayo de 2011 o una cuarta parte del experimentado en mayo de 2010, aunque aquí se compara con los datos de 2009, cuando el comercio internacional se colapsó por la Gran Recesión.

La mejora en las ventas al exterior se apoya sobre todo en el comercio con economías emergentes, con incrementos notables en países de Europa del Este, América Latina, Asia u Oriente Próximo. Por sectores, solo las ventas de las fábricas del automóvil y de algunos bienes de consumo duradero (sobre todo, electrodomésticos) u otras manufacturas de consumo (calzados y juguetes), retroceden.

Del lado de las importaciones, se atenúa de forma notable el crecimiento interanual de las compras de productos energéticos (en mayo se quedó en el 11,2%), reflejo del descenso del precio del petróleo. También fue más moderada la caída de la importación de productos no energéticos, que el mes pasado bajó un 4,7%, casi la mitad que en abril.

El comunicado enviado por Economía destaca que los saldos positivos con la UE y la zona euro se consolidan, mientras que, cuando se excluye el negocio de productos energéticos, el superávit alcanzó en mayo los 1.562,8 millones, “el mayor registrado desde 1995”.



   Enviar a un amigo           Versión imprimible
QUIENES SOMOS |  SUSCRÍBASE |  CONTACTE