Real Estate Press, S.L.
domingo, 5 de Abril de 2020, 4:58
  Solia octubre  
Portada Editorial Buscar Noticias Mercados Y además Who is Who Ferias

NOTICIAS

Actualidad

HISTÓRICO NOTICIAS

WHO IS WHO

FERIAS

LOS COMPRADORES DE SUELO EMPIEZAN A ADQUIRIR TAMBIÉN LOS QUE PRECISAN GESTIÓN URBANÍSTICA 10/10/2017

Las grandes promotoras españolas, muchas de estas participadas por fondos de inversión, pero también los propios fondos extranjeros, con gran nivel de actividad, han venido compitiendo por el control de los solares en los que se puede construir sin modificar la calificación, evitando el riesgo urbanístico. Ahora optan también por lor los que precisan gestión urbanística.



Los fondos inmobiliarios extranjeros, con gran presencia en el mercado inmobiliario español, son grandes propietarios de suelo o tienen en su poder la deuda que tiene el suelo como colateral, actuando otros en asociación con promotores españoles.

Las estimaciones para este ejercicio apuntan a que terminará con una producción de 80.000 viviendas.

Los fondos Blackstone, Cerberus, Kennedy Wilson, TPG, Värde Partners y Apollo comenzaron a adquirir los servicers, creados por los bancos, cuando el sector inmobiliario comenzó a despuntar. Otros fondos como Lone Star, Centerbridge, HMC, Eurostone, Aquila, Oaktree, Castlelake, Varde o Pimco, están apostando por la promoción residencial. De esta forma, se han convertido en los nuevos promotores residenciales que necesitan el suelo como materia prima.

Ahora bien, a diferencia de lo que ocurría en otros tiempos, en un principio, nadie quiere arriesgarse a comprar suelo que precise algún tipo de gestión urbanística hasta convertirlo en finalista, por el riesgo que comporta, razón por la que el finalista sube.

Los fondos han ido consiguiendo suelo en zonas de alta demanda de viviendas, como Madrid, País Vasco, Barcelona o la Costa del Sol y la de Alicante, a bajo precio antes del repunte de la actividad. Pero, durante este año, se observa reactivación también en suelos en otras grandes capitales como Valencia, Zaragoza, Sevilla o Málaga.

Sin embargo, el potencial que estas entidades ven en la promoción residencial les permite minorar el riesgo urbanístico en aquellas más maduras, como Madrid y Barcelona hasta ahora, y comienzan a poner el foco en algunos suelos que tienen todavía gestión urbanística pendiente. Incluso no falta quien reclama de las administraciones que se vuelva a un urbanismo expansivo.

   Enviar a un amigo           Versión imprimible
QUIENES SOMOS |  SUSCRÍBASE |  CONTACTE